ENTREVISTA A PABLO MUÑOZ BELEÑA

EMMA VAQUERO MARTÍN- Madrid 10-01-12

Prensa tradicional vs Prensa digital

Imagen

“Siempre habrá gente que quiera papel”

Pese a que la burbuja digital tuvo sus comienzos con la llegada del nuevo siglo, (allá por finales de los años noventa y principio del año 2000), su auge continúa siendo aun hoy una de las principales amenazas para la prensa tradicional. Pablo Muñoz Beleña es director de “Diariocrítico.com”, uno de los periódicos digitales españoles que lucha por ganar terreno entre sus múltiples competidores y sus lectores. Un amplio piso de la Calle Recoletos alberga al grupo Diariocrítico.com y la cita se produce en uno de sus despachos. Este joven de 32 años tiene una larga trayectoria profesional y reconoce que pese a la situación actual, con constancia, cierto equilibrio presupuestario e ideas nuevas todavía se puede hacer algo: “El grupo de Diariocrítico surge como una pequeña aventura del editor y director del grupo Fernando Jáuregui y ha sabido ir creciendo desde una revista de ocio, periódicos en América Latina y actualmente tenemos una apuesta por la prensa regional porque lo único que existe en España en este sentido y en la actualidad es el volcado del papel al digital”.

 

Beleña lleva once años en el periodismo digital y aunque ha tenido contacto con la prensa escrita, su expresión denota una mayor atracción hacia su actual dedicación. Además asegura que desde sus comienzos a la actualidad, el periodismo digital ha cambiado: “Empecé en el año 2000 cuando aún no había casi periódicos digitales y los que había utilizaban la técnica del “volcado”, es decir, pasaban la información de la prensa escrita a la digital”. Por aquel entonces, según comenta Pablo, los contenidos no se adecuaban al concepto de actualidad y viveza que ahora sí encontramos en la mayoría de los medios digitales y esa ha sido la principal  y notoria evolución en estos últimos años. Además el modo de organizarse en una redacción también ha sufrido cambios. Las redacciones digitales son un continuo hacer obligando incluso a tener tres turnos y afirma que “en la prensa escrita existe un Consejo de Redacción que la propia actualidad no lo permite en el periodismo digital. Resultaría absurdo plantearse la idea de reunirse para concretar temas, porque es algo continuo y en conjunto”.  

Curiosa por lo que dura su jornada laboral le pregunto por ello y él responde: “Es relativo. Se suele decir que el periodismo no tiene horas, pero evidentemente se rige por un convenio laboral y tienes de base tus ocho horas legales y reglamentarias, aunque son más. Digamos que el periodismo se acaba cuando acaba la noticia, a no ser que haya un compañero que pueda cubrirte el turno. En ese sentido la prensa escrita tenía una herencia mala que era entrar al medio día hasta que acabaras”.

 

Pablo no cree que el periodismo tradicional vaya a encontrar su fin, es más, se lo toma como una leyenda urbana después de tanto tiempo con el mismo debate sobre la prensa escrita y digital. Aun así reconoce que en la práctica la prensa digital está enterrando a la escrita pero al fin y al cabo son acompañamientos que el ser humano elige en distintos momentos de su vida. “Siempre habrá gente que quiera papel. La prensa escrita se convertirá en un sector muy reducido pero no morirá, al menos la regional”.

Pese a que el diario que dirige Pablo cuenta únicamente con una redacción digital, en el hipotético caso de encontrarse al frente de dos redacciones, reconoce que compaginaría el trabajo de unos y otros profesionales, es decir, cree en la convergencia de redacciones. Frente a lo que muchos otros piensan, Beleña asegura que siendo conscientes de que la prensa digital ha nacido en los últimos años de los noventa, “por cordura y lógica”, es necesario tirar de experiencia y no desperdiciar un capital humano formado en el periodismo en democracia: “Perfectamente se pueden reciclar, en el sentido de  adaptarse para un periodismo distinto, con un mayor concepto de actualidad. No me gusta

decir que hay gente para prensa escrita y gente para prensa digital, creo que todos nos podemos adaptar a la prensa digital”.

Diariocrítico.com cuenta con diez redactores presenciales aproximadamente, con colaboradores externos y colaboradores europeos y su modo de financiación es únicamente la publicidad, a diferencia de la prensa escrita que tiene doble financiación: las ventas directas y la publicidad. Son numerosos los estudios (como la Agencia de Medios Zenithmedia) que sitúan a Internet como segundo medio por inversión publicitaria en dos años. Este es otro obstáculo para la prensa tradicional ya que al decaer las ventas, la inversión publicitaria va en detrimento, y por ello apuestan por los medios audiovisuales. La tarea de los periódicos digitales es el cuidado de la publicidad: “Nosotros debemos mantener al anunciante únicamente y si lo consigues puedes crecer, ofreciendo nuevas cabeceras y siempre con un sentido informativo por delante del anunciante”.   Según el director de Diariocrítico.com la prensa en Internet se salva de esta crisis porque en realidad no tiene costes reales, sí de plantilla y alquiler de instalaciones, además del ancho de banda con los vídeos de contenido audiovisual, pero aun así el coste sigue siendo más reducido que en la prensa escrita: “El gran problema de la prensa escrita es que tiene un alto coste: el papel” afirma.

 

Pablo no es de los que piensan que la calidad del periódico aumentaría si se optara por el cobro del periódico digital. Sabe que hay costes que no se cubren con la publicidad pero antes de acudir al cobro del periódico acude a nuevas y distintas formas de financiación si se diera el caso. Piensa que “las nuevas formas de financiación no tienen por qué ser con publicidad directa, sino con subvenciones, formas de patrocinio por secciones…” Y aunque, reconoce que lo dicho pueda causar polémica, se podría valorar la idea de una subvención estatal. “Yo creo que al igual que otros sectores reciben subvenciones del Estado como los sindicatos y los artistas, ¿por qué no podemos recibirlas los medios de comunicación?”. Internet según comenta, no es solo un espacio comercial o social: “Internet es todo, es la sociedad virtual. Lo que hacemos aquí, lo hacemos en el mundo virtual” afirma.

Ante tanta competencia es difícil mantenerse en pie y por ello Pablo cuenta qué debe tener un periódico digital según su criterio para destacar frente al resto: “debes ofrecer una seña de identidad para que el lector se identifique con la orientación y presentación de la información”. Además según su experiencia, lo esencial es no marcarse ideológicamente porque es lo que te enseñan en la facultad y con el tiempo conoces que la información es neutra, “otra cosa es que tú le des una orientación e interpretación, pero no me gusta lo descarado de la prensa digital (y tradicional) donde se ve un sector de derechas y otro de izquierdas”.

Desatamos otra polémica al hablar del fenómeno de los blogs, que han crecido considerablemente desde hace ya varios años. Cabe hablar entonces, según Beleña, del concepto de periodismo ciudadano, acunado por “OhmyNews”, un periódico surcoreano donde el mismo ciudadano crea las noticias. Según Pablo, nadie puede estar en contra de eso siempre y cuando no se sustituya la labor del periodista y afirma que “esto tiene que ver con la imagen que se tiene de nosotros. Ahora mismo estamos vistos como servidores de los poderes fácticos y de las malas noticias y esto hay que arreglarlo demostrando que servimos un derecho constitucional: la información”. Actualmente hay mucha gente que escribe en medios digitales por los bajos costes que generan, y esto es un problema en el sentido de que se están creando sin base alguna: “Todo el mundo quiere tener un digital. De Fernando Jaúregui puedo decir que es distinto porque ya venía con una base, tiene más de 40 años de andadura”.

Sigue pausado, como a lo largo de la entrevista, y aprovecho para concluir preguntándole si se puede vivir del periodismo digital, a lo que él responde: “Si. Yo vivo. Llevo once años viviendo de ello y a pesar de ser duro y su precariedad, esta profesión no puede ser sustituida por otra. Falta que nos permitan colegiarnos y tener unas normas de ética profesional, porque de esta manera, periodista puede ser cualquiera”.

Anuncios

~ por unabrirycerrardeojos en enero 31, 2012.

3 comentarios to “ENTREVISTA A PABLO MUÑOZ BELEÑA”

  1. Pablo es un crack y el mejor ptofesional que he conocido a pesar – o po- su juvertud.
    Un saludo.

  2. PRofesional en vez de “ptofesional”, y “o por ” en vez de “o po”

  3. Muchas gracias por la entrevista, que por cierto es genial. Abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: